Compartir
Publicidad

La radiografía de los snacks

La radiografía de los snacks
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En un mundo donde nos la vivimos corriendo, es normal que nuestra forman de comer ha cambiado. Hoy en día, comer un snack forma parte de nuestro estilo de vida. Se estima que el 90 por ciento de los adultos consume un snack al menos una vez al día, y casi la mitad de los adultos toman dos o tres snacks al día. EL 45 por ciento de las personas en todo el mundo, consumen snacks como una alternativa a una comida tradicional.

Las razones por la que los snacks se han vuelto populares son variadas. Muchas personas los utilizan como un método para obtener energía, para frenar el hambre entre comidas o como nutrición. Pero también están aquellas persona que lo hacen por motivos emocionales, como aburrimientos, estrés o simplemente porque quieren un apapacho.

El 20 por ciento de las personas considera que es más saludable tomar pequeños snacks durante el día que comer tres comidas grandes. El tipo de alimentos que la gente prefiere consumir como snack, ha cambiado en lo últimos años. La mayoría de las personas prefieren un snack que sea la versión miniatura de alguna comida tradicional, como ensaladas, sopas, pastas, sándwiches, hamburguesas, pizzas, postres y alimentos para desayunar.

Barritas

Escoger el tipo de snack que vamos a consumir depende del tiempo, el lugar y la ocasión. Sin embargo por lo general existen ciertos alimentos a los que la mayoría de las personas recurren cuando tienen hambre entre comidas. Los diez más comunes son: fruta, chocolate, papas fritas, pan y sándwiches, queso, helado, verduras, yogurt, galletas, semillas y nueces.

Por lo general, los snacks programados se consumen durante la mañana, y los snacks no programados se suelen consumir después del mediodía. De hecho el 42 por ciento de los snacks se consumen en la tarde, así que podemos decir que la mayoría de los snacks son por impulso. Muchas personas, aproximadamente el 14 por ciento, sustituyen su desayuno por varios mini-snacks.

Varios estudios han demostrado la importancia de los snacks para mantener un peso saludable. Se ha visto que consumir más comidas pequeñas durante el día, está asociado con un menor riesgo de sobrepeso y obesidad. También se ha visto que una mayor ingesta de calorías en la noche, en comparación con una mayor ingesta en la mañana, está asociado con un mayor IMC. Así que el horario en el que comemos también importa bastante. Así que a continuación encontraras algunos tips para consumir snacks de una manera más saludable.

Palomitas
  • Desenchúfate. Comer sin distracciones permite que te mantengas en contacto con tu cuerpo, y distingas cuando ya estás lleno.
  • Controla las porciones. Una alternativa es medir los snacks en tazones en lugar de comer directo de la bolsa o caja, esto te hará consciente de la cantidad que estás comiendo y evitara que continúes comiendo hasta que el empaque este vacío.
  • Come lentamente y disfruta la comida. Escucha las señales de hambre de tu cuerpo y las de saciedad.

Aunque los snacks encajan perfectamente en una dieta saludable y equilibrada, lo más importante es considerar el tamaño de la porción. Lo ideal es que un snack sea la suficientemente grande para acabar con el hambre, pero lo suficientemente pequeños para sólo complementar otras comidas. Si los snacks son demasiado grandes, proporcionaran muchas más calorías de las que una persona necesita.

Imágenes | anyjazz65 | Marco Verch | Toshiyuki IMAI |

En Vitónica México | Palomitas de maíz: pueden ser un snack saludable
En Vitónica México | Snack saludable navideño: granola hecha en casa

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad